Blog semanal

Blog semanal

martes, 26 de enero de 2016

Sant Sebastià, unas fiestas multitudinarias.


 Pasadas las fiestas de Sant Sebastià creo que el balance es positivo. Han sido las primeras  como equipo de gobierno y aunque queda mucho por hacer, las fiestas han sido multitudinarias. 

Más de 100.000 personas han participado en las diferentes actividades que integraban el programa de fiestas. La Revetlla, el Correfoc, la Diada Ciclista y Sant Sebastià Petit fueron las más numerosas. Así, por ejemplo, en los conciertos de la Revetlla participaron 34.100 espectadores, que superan con mucho los de los últimos años, 21.700 en 2015 o 18.700 en 2014. Y en la diada ciclista fueron 13.000 personas, una de las cifras más elevadas de sus 38 años de historia. También fue muy emocionante ver otra vez lleno el Teatre Principal en la entrega de los Premis Ciutat de Palma, porque llevábamos años de división y de galas alternativas, y este año recuperamos la unidad del mundo de la cultura y el espíritu de los premios. 




 
Se desarrollaron sin incidentes y la sensación general fue de normalidad, así me lo transmitieron muchas de las personas con las que pude hablar durante las fiestas, que habían quedado atrás los tiempos de crispación y que acudían a participar en las fiestas con alegría y únicamente con ganas de pasarlo bien.




Desde el equipo de gobierno las preparamos con mucha ilusión y de otra manera, abriéndolas a la participación y dejando de hacerlo todo en los despachos. Así los ciudadanos pudieron decidir los grupos que querían ver actuar en las plazas mediante una consulta vía web, y se recuperó la comisión de fiestas, donde están representadas las entidades de la ciudad, y que pudo decidir cómo querían que fueran las fiestas. También se sumaron a la fiesta iniciativas ciudadanas como Orgull Llonguet o Sant Kanut, y se dejó a las asociaciones vecinales que organizaran sus propias fiestas de barrio, algo que antes estaba prohibido.



Han sido las primeras fiestas de este gobierno del cambio y por eso tenemos importantes retos por delante, como abrir aún más su preparación a la participación, recoger las quejas y propuestas que nos han hecho llegar muchas de las personas que participaron, seguir apoyando a las entidades que quieren aportar sus iniciativas a la fiesta, incrementar progresivamente el presupuesto, convertirlas en un referente y recuperar el protagonismo que tuvieron nuestras fiestas y que año tras año fueron perdiendo. Un paso más en la recuperación del orgullo de ciudad, el orgullo de ser de Palma.


Me queda dar las gracias a los vecinos y vecinas de Palma, y de otros lugares, que acudieron masivamente a las fiestas, a los trabajadores municipales que con su trabajo consiguieron que los demás puediéramos disfrutar y pasarlo bien, como los funcionarios del área de participación ciudadana, policía, bomberos, protección civil, infraestructuras, emaya, y personal de las contratas municipales. 
Gracias a todos!






No hay comentarios:

Publicar un comentario